Isla de Apo

Pillamos el vuelo de las 7 am hacia Dumaguete. Para llamar a un taxi en Manila recomendamos bajarse la aplicación GRAP, la cual al llamar a un taxi te sale el precio estimado a pagar, por lo que no te engañan. Está en la mayoría de países del Sudeste.

Nadando con tortugas en Apo Island

Una vez en Dumaguete, provincia de Negros, pillamos un tuc tuc al puerto de donde salen las barcas hacia Apo por 300 PHP. Estas barcas no salen con mucha frecuencia. A las 7 am van de Apo a Negros y a las 10 am viceversa. Apo es una pequeña isla que se recorre en apenas 40 minutos. Nuestro plan era estar solo un día ya que es pequeña y solo habíamos ido para hacer snorquel y ver tortugas. Tiene también un bonito mirador desde donde ver la puesta de sol y varios hostels. Nosotros elegimos el Marios hostel y la verdad que un 10. Nos costo 500 PHP una habitación doble con baño propio.

Buceando entre estrellas azules

Lloviznó prácticamente todo el día, y eso que estábamos en estación seca, así que como nuestra idea era bucear, decidimos salir, total nos íbamos a mojar igual. La playa de Apo tiene un boyado en donde un guía arrastra los chinos con una cuerda. Estos como niños de preescolar van con sus chalecos, gorritos y gafas flotando por el agua mirando el fondo.

Nosotros decidimos alejarnos e ir por fuera del boyado y pudimos observar la primera tortuga entre otros muchos peces. El coral en la playa esta un poco dañado por los barcos, aún así el snorquel es bastante bueno. Poco después vimos la segunda tortuga, bastante grande y al ver el guía que nos sumergíamos constantemente nos preguntó si habíamos visto una tortuga, se ve que él y los chinos no estaban teniendo tanta suerte.

Y para que dijimos que sí, vinieron todos en estampida, chapoteando y armando un escándalo increíble, tanto que la pobre tortuga decidió marcharse a algún lugar más tranquilo. Lo dicho, como niños de preescolar.

Una de las muchas tortugas que vimos

Decidimos salir a descansar pues nos habíamos metido recién comidos y Alberto no se encontraba muy bien. Después de un merecido descanso salimos a por nuestra segunda inmersión. Vimos dos tortugas más, el día estaba siendo fructífero a pesar de la lluvia, pero lo mejor estaba por llegar. Habíamos recorrido todo el vallado por afuera y decidimos regresar a la orilla. Eran las 5 de la tarde y ya con el agua por las rodillas otra tortuga nos pasó por las piernas, nos sumergimos para hacernos una foto y empezamos a contar 1, 2 ,3… 6…8… ¡¡hasta 10 tortugas estaban allí comiendo!!

Las tortugas a apenas 2 metros de la orilla

El momento fue espectacular, tortugas de todos los tamaños comiendo tan tranquilas, te pasaban por al lado y tu podías nadar como si nada con ellas. No armamos mucho escándalo y apenas las tocamos pues no queríamos molestarlas mucho. Eso sí, nos hicimos como 100 fotos.

Si van a Apo, salgan a la tarde a la izquierda de las boyas y esperamos que puedan disfrutar de lo que nos pasó a nosotros. Sin embargo, la noche no fue muy tranquila. Aquí pudimos comprobar la devoción de los filipinos por los gallos. ¡Desde las 3 a.m no pararon de cantar sin cesar! Como anécdota decir que son muy aficionados en todo el país a las peleas de gallos. Los locales no paran de apostar y festejar con cerveza y comida en mano. Todo un espectáculo cultural para ver una vez en la vida por el que sienta curiosidad por ello.

Estrella de mar azul

Apo es uno de los mejores lugares de Filipinas para bucear y al ser pequeña uno o dos días son suficientes.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s