Delhi

DÍA 1

Aterrizamos a la 20:00 en el aeropuerto de Delhi después de 18 días de Myanmar. Volamos con Air Asia haciendo escala en Kuala Lumpur. Habíamos reservado un hostel a 700 metros de la estación de tren para que fuese fácil llegar. Tras cambiar unos poco euros a un cambio malísimo, el aerotren nos dejo en su última parada en la estación de trenes de Delhi. Cargados salimos de la estación y ahí empezamos a toparnos con la dura realidad que es India.

44830816004_c62f6b978c_k

Cola para los indús para visitar el fuerte rojo.

Montañas de basura se agolpaban en las aceras con decenas de ratas tan grandes como gatos dándose un festín, mientras unas personas negras por la suciedad dormían a escasos metros. Cruzamos la carretera atestada de coches, sólo había que caminar y estaríamos a salvo, pero al ir a cruzar una barrera que ponía policía, un hombre uniformado nos dio el alto. No podíamos pasar.

Según este hombre había disturbios y la zona era peligrosa, así que no podíamos pasar a la zona del hotel. Nos recomendó saliéramos de la ciudad ya que era muy peligrosa. Nos dio una dirección diciéndonos era la oficina de turismo y que allí nos ayudarían. Como vimos al hombre uniformado y las barreras de Policía cortando parcialmente la calle nos lo creímos. Era el inicio de un timo y nosotros caímos.

31683441108_3008a62649_k

Fuerte Rojo

En cuanto llegamos a la oficina de turismo en un callejón oscuro la cosa ya nos empezó a oler mal… Nos atendió un hombre apuesto y tras contarnos los disturbios que había nos dijo los hoteles habían cerrado o eran muy caros. Nos saco un libro de loney planet para que llamáramos a algún hostel pero claro, el que marcaba era el y marcaba otro número. Se ponía un compinche suyo que nos decía estaba cerrado y que saliéramos de la ciudad.

Esto nos asusto mucho pero aquí el hombre cometió su segundo error. Tras decirnos que un taxi a Agra nos costaba 300€ empezó a vendernos Tours por Jaipur y demás ciudades por nuestra seguridad, a precios desorbitados. Al sospechar Alberto solicitó llamar a la embajada española ya que sí la ciudad estaba tan mal nos acogerán y ahí se empezó a poner nervioso. Puso como excusa que a ese número el no podía llamar y al decirle que iríamos en taxi dijo estaba cerrada. Demasiadas excusas que ya nos hacían sospechar demasiado así que les dijimos las embajadas estaban abiertas 24h, lo cual no es cierto, pero el no lo sabe, a lo que nos puso como segunda excusa estaba en el lugar del conflicto y era muy peligroso.

dscf0975

Qutub Minar

Pero ahí el hombre ya estaba muy nervioso y al amenazar con irnos a la embajada empezó a echarnos. Las chicas estaban bastante nerviosas y como el taxi estaba compinchado no nos quería llevar al hotel inicial. Así que acabamos en otro pagando el triple. El hotel ya se encargó de poner un cartel donde decía que no había wifi para que no pudiésemos ver el precio real en booking.

En definitiva empezabamos nuestra aventura con mal pie, así que os recomendamos ir con los ojos bien abiertos y leer bastantes blogs antes de ir sobre los timos en India, que son muchísimos.

dscf1024

Qutub Minar

Al día siguiente salimos en dirección a Agra sin ver Delhi. Nuestra idea era haber dejado las maletas grandes en el hostel dos semanas para ir más ligeros como hicimos en Yangon, pero este contratiempo nos hizo tener que cargar las durante todo el viaje. No empezaba bien nuestra ruta por India.

DÍA 2

Llegamos desde Jaisalmer a las 11:30 tras 17h de tren. La noche la pasamos bien en segunda clase con aire acondicionado y excepto que se retraso un poco (esto es India, que se retrase sólo un poco es estar de suerte) y nos dejó en la estación de Old Delhi la cosa no pintaba tan mal como la otra vez.

dscf1113

Tumba Humayun

Pillamos un tuk tuk para ir al hostel que reservamos el primer día y no pudimos ir. Una vez nos dejó el señor, no había ni rastro del hostel por ningún lado, incluso los vendedores de la zona no lo conocían (aunque eso no es nada nuevo) Al final acabamos en otro hotel de la decena que hay por la calle y pudimos dejar las maletas grandes en una consejería hasta volver dentro de cuatro días. La idea era ir a Amritsar y Khajuraho, mucho más ligeros.

Una vez sin maletas, pusimos rumbo al fuerte rojo. Antes acabamos en un Mc Donalds artos ya de tanto curry y chapatis.

dscf1060

Qutub Minar

El fuerte rojo nos costó 500 rupias cada uno y la verdad que nos decepcionó bastante, sobre todo habiendo visto ya otros fuertes como el de Jaipur o Chittorgarh. Mucho mejor cuidados y con más salas.

Tras ellos fuimos a ver la mezquita de Jama Masjid. Hay que pagar 300 rupias por la cámara y al salir te pedirán dinero por guardarte los zapatos, pero nosotros ahí dijimos que nanai. La mezquita es alta y tiene el rojo caracteristico de Delhi, pero aparte de eso no tiene ningún atractivo, ni tan siquiera nos pareció bonita.

Ya un poco cansado dejamos para otro día ir a visitar donde quemaron a Gandhi que era las tres cosas que queríamos ver hoy. Como hacia mucho calor volvimos al Mac Donalds pues es el único lugar donde parece hay aire acondicionado. Ahí intentamos buscar donde era la parada de bus a la que debíamos llegar para coger el bus nocturno a Amritsar. Le preguntamos a unas chicas que había allí, y ah empezó nuestra odisea…

El papel ponía Red Fort metro gate 4. Con las chicas pillamos una mototaxi hasta un metro y tras dar dos vueltas buscando la puerta 4 nos dejaron ahí. Pero esto era muy raro ya que era una calle sin nada y no pensábamos era ahí, así que le preguntamos a un revisor de buses locales que nos dijo eso era en la terminal de autobuses que estaba a 300 metros y no llevó gratis en el bus. Tras conseguir entrar en la terminal que es más difícil que salir del Ikea, en una taquilla nos dicen andén 24. En el andén 24 nos dicen este es un bus público y lo que nosotros habíamos contratado era uno privado, que ahí no era.

dscf0773

Mezquita de Jama Masjid

Ya desesperados vamos a información de la terminal, que tras llamar y discutir entre ellos y los tuk tuks por donde era. Uno de ellos nos acompaña a una agencia de viajes donde afortunadamente era. ¡Y estaba a tan sólo 400 metros del Mc Donald donde empezó todo!

Como teníamos tiempo fuimos al Mc Donals a cenar y al salir ya de noche una rata del tamaño de tu antebrazo salió de por la puerta de entrada. Volvimos a la agencia donde los mosquitos nos comían, así que cuando llegó el bus subimos rápidamente. El bus era una sauna completamente, al abrir las ventanas una orda de mosquitos entraba y matando mosquitos y sudando nos tuvieron una hora hasta que el bus decidió arrancar.

dscf1087

Tumba Humayun

Al final pusimos rumbo a Amritsar por 500 rupias cada uno y unas ganas locas de salir del infierno que es Delhi

DÍA 3

Regresamos desde Rhisikesh en bus nocturno que nos dejó cerca del Red Fort a las 4:30 de la mañana. Si poco nos gustaba esa ciudad, menos a esas horas así que pillamos un tuk tuk y nos fuimos directamente al hotel por 150 rupias.

Habíamos pillado el Sun Village cerca de Main Bazar por 700 rupias la noche. El hotel estaba muy bien, incluso te subían la comida a la habitación.

dscf1046

Ruinas de Qutub Minar

Tras dejar las maletas y descansar un par de horas fuimos primero a comprar los billetes a Orchha y Khajuraho en la estación de new Delhi, en la oficina para turistas, en la primera planta. Ahí puedes incluso pagar con tarjeta sin comisión.

Después de los temas burocráticos cogimos el metro (40 rupias) hacia Qutub Minar. Como la parada de metro estaba a 1 km y hacia calor decidimos pillar un tuk tuk. No hizo falta llamar ninguno, en cuanto nos vieron se abalanzaron sobre nosotros. Incluso nos ofrecían precios irrisorios pero claro, cuando te montabas ya te estaban ofreciendo tiendas donde comprar y al negarnos no te llevaban al destino. Al final fuimos por 50 rupias diciéndole que no se parase en ningún sitio. La gente de Delhi es de lo peor que hemos visto en cuanto a engañar al viajero.

dscf1051

Puerta en Qutub Minar

Qutub Minar fue lo más espectacular que vimos en Delhi. Valió la pena pagar 500 rupias cada uno y no como en el fuerte rojo. Eso sí, te da algo de rabia ver a los indios les vale 30 rupias, hasta la administración te tima en este país. Entendemos que nosotros paguemos un poco más, ¿pero casi 20 veces más es pasarse un poco no?. Ya vemos lo de desplumar al turista lo llevan en la cultura.

Después de pasar 2 horas recorriendo las ruinas nos fuimos a visitar la tumba Humayun. Nos dijeron que no valía la pena ir si ya habías visto el Taj Mahal, pero a nosotros igualmente nos gustó. (Obviamente, tuvimos que volver a pagar 500 rupias cada uno).

Tras las dos visitas regresamos al hotel a dormir temprano. El único tren hacia Jhansi para ver Orchha salía a las 6 de la mañana el cual nos costó 1400 rupias los dos. !Pero por fin nos despediamos de esta ciudad!

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s