Koh Tao

Tras un periplo de más de 10 horas de transporte (6 horas de bus desde la capital a Chumphon, 3h de espera para coger el ferry y 2 horas de ferry), llegamos a esa isla paradisíaca a 70km de la península. La menos explotada de la triada Koh Tao, Koh Samui y Koh Pha Ngan, y capital del buceo tailandés.

34852272576_c4281bf477_h

vistas desde nuestro Bungalow

Otra opción para llegar hasta Chumphon es con tren nocturno, que te ofrece la posibilidad de dormir en litera. El autobús no estuvo mal, lo que se produzco un hurto en una de las mochilas de una compañera, así que recomendamos no dejar las pertinencias de valor en el maletero. Otro aspecto negativo del autobús es que nos dejó en una estación solitaria a las 3h de la madrugada y nos costó encontrar el bus lanzadera que une el pueblo con el puerto.

Nuestra idea era estar uno o dos días en esta isla y dos o tres en Phuket y las Phi phi. La verdad es que teníamos poco tiempo destinado para el sur. El sur del país desde el punto de vista turístico es la parte más visitable, pero nosotros siempre intentamos huir de las masificaciones. De todos modos, en la segunda visita al país visitaremos el sur en mayor profundidad.

34081604563_23bfaff80b_h

Chalok Baan Kao

¿Por qué nos quedamos finalmente los 4 días en esta isla? Primero porque conocimos a unos amigos españoles en el barco con los que hicimos una muy buena relación y nos comentaron que ellos iban a hacer el curso de buceo en la escuela regentada por españoles “ihasia“.

La verdad es que andábamos ya cansados de tanto traslado y nos apetecía estar tranquilos unos días, y por otro lado, quedaba poco para mi cumpleaños y Alberto me regaló el curso de buceo que me hacía ilusión hacer. Lo realizamos en la escuela “ihasia“, bajo un trato excepcional y nos alojamos en los bungalows anexos a la escuela al sur de la isla en Chalok Baan Kao. ¡Qué bocatas más ricos nos comimos después de 3 semanas a base de tallarines y arroz!

Alberto ya tenía el Open Water, pero aprovecho para refrescar conocimientos y bucear el último día conmigo. Una vez que controlas la respiración con el regulador y te dejas llevar, estar ahí abajo es una de las experiencias más inolvidables y relajantes que he vivido en toda mi vida. El fondo marino, sus arrecifes de coral…¡ESPECTACULAR!

34729061592_496ac1e620_b

Buceando juntos

Un comentario en “Koh Tao

  1. Pingback: Tailandia | 2 viajeros a Ítaca

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s